22 de septiembre de 2017

Temas del día

¿Viajar sin compañía? 10 lecciones que se aprenden al viajar solo

Viajar solo tiene viarias que muchas personas desconocen.

¿Viajar sin compañía? 10 lecciones que se aprenden al viajar solo (Foto: Shutterstock)

Viajar sin compañía puede sonar aterrador o aburrido para muchos, y solo pensar en vivir la experiencia de explorar un lugar nuevo sin tener al lado a una persona conocida que sirva de apoyo y compañía puede verse como un reto. Y aunque es cierto que viajar acompañado tiene grandes ventajas, viajar solo también tiene viarias que muchas personas desconocen. Si estás pensando en hacer un viaje pero no haz podido realizarlo por no tener compañía, el metabuscador de vuelos y hoteles Viajala.com.pe te cuenta cuáles son las grandes ventajas de un viaje en solitario para que te animes a vivir esta experiencia única:

1. Aprendes a conocerte y a ser tu propio amigo

Si hay alguien con quien debemos convivir toda la vida ¡Es con nosotros mismos! Aprender a estar a gusto sin la compañía de nadie más es algo bastante difícil de lograr para muchas personas, pero es muy necesario para el crecimiento personal. Al viajar sin acompañantes, se deben experimentar momentos en los cuales no hay con quien hablar, compartir una comida o con quien caminar por un sitio turístico, pero se aprende a que todas esas actividades son igual de enriquecedoras y gratificantes en solitario.

2. Pero nunca te faltarán los nuevos amigos

Viajar es una actividad muy popular hoy en día y adicional a eso, la cantidad de herramientas online y de redes sociales hacen que sea casi imposible viajar sin hacer nuevos amigos. En casi cualquier destino, es fácil encontrar otros viajeros con los cuales se pueda compartir, hablar, dividir gastos y en algunos casos, hasta seguir el viaje juntos. También hay sitios populares de hospedaje que le permiten a los viajeros quedarse en una residencia y convivir y conocer a quienes viven allí.

3. Disfrutas de tu libertad

Viajar solo implica poder disfrutar de la libertad al máximo, ya que no es necesario acordar con nadie a que hora poner la alarma, donde comer, que actividades hacer o qué sitios conocer. Un viajero sin compañía tiene total libertad y autonomía de su tiempo.

4. Descubres que tipo de viajero eres

Ya que al viajar solo se tiene total libertad, es muy fácil darse cuenta realmente de qué tipo de viajero se es. Tal vez alguien que está acostumbrado a viajar con compañía deja de hacer actividades o conocer lugares por complacer a la otra persona o al grupo. Ya sea que un viajero quiera relajarse y leer todo el viaje, o conocer la parte cultural de una ciudad, o hacer deportes de aventura, viajando solo realmente es donde se descubre que es más enriquecedor para cada uno.

5. Te vuelves más independiente

Aprender a ser independiente y a afrontar los retos que trae cada día del viaje, es mucho más sencillo cuando se está solo. Ya sea cocinar para una sola persona, hacer una actividad sin compañía, o pedirle indicaciones a alguien si eres tímido, poco a poco, todas esas cosas te harán mucho más independiente y seguro de ti mismo.

6. Afrontas tus miedos

Muchas personas al estar solas dejan de hacer muchas cosas por miedo, ya que la comodidad de tener a alguien como acompañamiento y apoyo se siente como algo necesario. Pero al viajar solos, esos miedos tienen que afrontarse si se quiere vivir el viaje al máximo y aprovechar cada día. Una vez los miedos son dejados de lado, se puede descubrir que todo estaba en la mente y se pueden vivir momentos increíbles y experiencias enriquecedoras.

7. Confías mejor en tus instintos

No es un secreto que viajar puede representar algunos riesgos, y más para viajeros solos, por ejemplo, en caso de una emergencia, no se tiene el apoyo de alguien. Pero lo cierto es que un viajero sin compañía aprende a confiar mucho más en sus instintos y a estar más alerta para identificar condiciones que no sean favorables o que parezcan sospechosas.

8. Adquieres nuevas habilidades

Cuando empieza la aventura de hacer un viaje en solitario, se deben aprender nuevas cosas para poder continuar el recorrido sin problemas. Ya sea aprender a leer un mapa, usar una nueva app, cocinar o ir a una lavandería, lo cierto es que al viajar solo es más probable que se adquieran más habilidades nuevas que haciéndolo en grupo.

9. Abres tu mente a nuevas cosas

No importa el tipo de viaje que sea ni con quien se haga, viajar siempre abre la mente. Pero al viajar solo no solo abrirás tu mente a un nuevo lugar, una nueva cultura, o a un nuevo idiomas, tendrás que tener una mente abierta al conocer a muchas personas nuevas y a interactuar con ellas, y al conocerte mejor a ti mismo y poder superar tus propios límites.

10. Te vuelves más tolerante

Al hacer un viaje sin compañía es mucho más necesario tener que interactuar con más personas desconocidas, por lo cual se vuelve aún más importante aprender a ser tolerante y a entender las diferencias culturales y la diversidad del mundo en el que vivimos.

.-

No dejes de seguir a Publimetro en Facebook

Tags

Notas Relacionadas

EL DIARIO MÁS GRANDE DEL MUNDO