20 de marzo de 2019
Redacción Publimetro |

(Opinión) El chico que quiso respirar en el mar

Dennis Wilson, el chico rebelde de los Beach Boys, hizo de su vida una obra de arte. Pero sobrepasado por su constante soledad, el autor de ‘Pacific Ocean Blue’ murió cuando apenas tenía 39 años.

(Opinión) El chico que quiso respirar en el mar (Foto: Pacific Ocean Blue)

Por: Verónica Klingenberger

Dennis Wilson se sumergió en el agua helada usando unos shorts de jean como ropa de baño y varios litros de alcohol como abrigo. Hubo sol esa mañana de invierno. Era 1983, un diciembre más en California, y al segundo de los hermanos Wilson no le quedaba nada, solo su amor por el mar. Los Beach Boys habían desaparecido con la última ola y la marea los había llevado a realizar ridículas piruetas a mediados de los setenta. El grupo que había grabado uno de los cinco mejores discos de la historia se había convertido en un colectivo de ancianos bronceados de dientes demasiado blancos que posaban frente a encerados tablones que ninguno supo nunca cómo domar. Excepto Dennis. El chico malo de la banda. El baterista. El guapo, el mujeriego, el loco que convenció a todos para que escribieran canciones sobre el mar y las chicas, y sobre una lejana playa peruana de olas amables llamada Cerro Azul. Hasta esa mañana en que buceó hasta ese lugar del que no se puede volver.

Seis años antes había grabado un disco solista perfecto, Pacific Ocean Blue: 12 canciones de rock que salpican alegría y tristeza a la vez, que hablan de la soledad de un playboy que aprendió a tocar el piano y a componer. De hecho, muchas de las canciones de los Beach Boys hablan sobre las hazañas de Dennis, el chico que se casó seis veces pero que siempre se sintió solo, que se cansó de juergas y orgías que no le permitían olvidar cuánto odiaba la ciudad, que se puso de pie sobre el mar cada mañana para acordarse de quién era. Gastó toda su fortuna en alcohol, drogas, fiestas y regalos para las chicas que nunca consiguieron robarle el corazón. Por eso perdió incluso a Harmony, el barco que había convertido en su casa cuando ya no le quedaba dinero para pagar un departamento. La cita que aparece en la portada de All Summer Long de los Beach Boys le pertenece: “Dicen que vivo una vida al límite. Quizá sea porque es lo que quiero. No lo cambiaría por nada del mundo…”. Siempre admiré a Brian Wilson como músico y leí todo sobre sus ataques de pánico, su encierro y la terrible presión que sentía como compositor. Pero Dennis llamó mi atención por ser uno de esos artistas que hacen de su vida una obra aparte, sin que les importe mucho la fama. Esos que te recuerdan que, al fin y al cabo, lo más importante es vivir al máximo y morir siendo siempre nosotros mismos: “Acá estamos / con nuestros sueños en el cielo / todos tenemos sueños / es hermoso saber que estamos vivos / y al final todo acaba”, canta. Y lo imagino descendiendo en un mar cada vez más azul.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada