Se visten como él para que no sufra bullying

Danny Keefe es un niño de seis años que articula con dificultad por culpa de la apraxia del habla infantil que padece y que, por elección propia, todos los días se viste con traje, sombrero y corbata para ir al colegio, en la localidad de Bridgewater, en el Estado de Massachusetts. Por estas dos cosas, Danny sufría bullying.